h1

Soy chica y no me interesa una mierda la fotografía

julio 11, 2011

“Hola, me llamo Nubuki-chan y mi mayor afición es la fotografía”. Todos conocemos a alguien así, seguro; generalmente ese alguien da la casualidad de que tiene tetas. Y es que desde hace algunos años se ha puesto de moda ser chica (esto ya estaba de moda antes, es una de esas cosas raras de los ochenta, junto a los Transformers) y que te apasione (si no usas este verbo no serás nadie) la fotografía, afición con la que, al parecer, se sienten muy diferentes y bohemias cuando serían más distintas si su afición capital fuese bailar en discotecas. No entendamos apasionar como estudiar el tema, su historia y sus técnicas sino, más bien, bramarlo cada vez que se tiene ocasión.

-Hola, ¿qué edad tienes?

-¡Soy una apasionadaaaaaaaaaaaa de la fotografía!

ARTE

Vamos, que todos podemos ser apasionados de la fotografía o de la física nuclear si nos ponemos a ello. Probablemente no sepan ni quién fue Capa, pero eh, son unas fanáticas.

Sus papás les han comprado un camarón, y no de la isla, de la hostia que ni ellas mismas saben muy bien para qué sirve (colgado del cuello queda muy bonito) pero que querían tener sí o sí porque un día le sacaron una foto al banco de un parque y les gustó eso de dar al botón y ponerla en blanco y negro, así que se lo pidieron a los reyes. Con lo que hubieran disfrutado con un peluche de un oso gigante y se piden esto; pero no importa, porque todo el que tiene una cámara de más de 100 euros es un fotógrafo cuasi profesional en el mismo instante en el que el dependiente no tonto de Media Markt les hace entrega de ella. Por supuesto, sacan la cámara a todas partes, da igual que vayas a sacar al perro en pijama o al viaje de tu vida a Nueva York, probablemente saquen el mismo número de fotos. Y es que toda ocasión es buena para ello.

En los grupos de gente son las que se pasan toda la velada presionando el dichoso botoncito. Te sacarán comiendo, hurgándote la nariz y con la peor de tus poses y luego subirán esa bonita estampa a alguna red social. Pero tú te tienes que aguantar tus ganas de cogerle la cámara y estampársela contra esa bonita pared en blanco a la que ya le ha sacado más de veinte fotos porque son artistas que necesitan practicar. Eso sí, da igual que te saquen la peor foto de tu vida, la colgarán sin ningún tipo de retoque, pero cuando se trata de ellas mismas hay que bajar la luz, poner un color sepia a la foto que tape todas tus imperfecciones y, de la sesión de 200 fotos frente al espejo, solo subirán una a alguna red , la cual usarán de foto de perfil hasta que descubran una mejor o aprendan a usar el Photoshop. No puede faltar en su galería de imágenes una foto de su ojo y una sucesión de ellas en las que en cada una se ve una parte de su cuerpo. Enseñarse entera en una misma foto es de gente vulgar y poco artista.

Pero no solo fotografían a sus amigos para que todo el mundo vea lo poco fotogénicos que son y cuánto lo son ellas; los paisajes no se libran de estas chicas. En una excursión a Cuenca o a Japón, da igual, fotografiarán todo lo imaginable. Hasta esa roca del desierto sin ningún tipo de interés para ellas es arte. Y luego si le resaltan los colores o lo ponen en blanco y negro ni te cuento: artistazas automáticamente. Eso sí, viajar con ellas es lo peor que puede sucederte en la vida, pues se detendrán en cada banco, en cada flor y en cada tienda. Mientras tú quieres ir a ver el Empire State  ellas fotografiarán cada baldosa hasta llegar allí.

No es nada personal contra vosotras, chicas estudiantes de Bellas artes y Comunicación audiovisual, pero tengo que decir que no me gusta la fotografía. No me gusta hacer fotos cuando voy de viaje, ni molestar continuamente a mis amigos mientras están cenando kebab, ni llevar como collar una cámara de fotos. Soy chica y no me interesa una mierda la fotografía.

PD: ¿Creíais que iba a comentar Batalla en el cielo? ¿De verdad pensabais que lo hice para algo más que para tener una excusa para poner una foto de una felación en el blog? Angelitos…

h1

Spam del bueno y excusas para el tiempo de retiro.

octubre 20, 2010

Algunos os estaréis preguntando por qué hace meses que no actualizo. “Ha muerto” pensarán unos. “Ha dejado el blog, como todo bloguero hace tarde o temprano, o eso dice, para que le adulen un rato”, dirán otros. Pues ni una ni otra; es algo mucho peor: tenemos un podcast, como la mayoría de vosotros ya sabréis y, solo los más atrevidos, habréis escuchado.  ¿Y qué? ,diréis .“Mi vecino el del segundo tiene un podcast. Yo tengo un podcast”. Aunque no lo parezca, el no actualizar y el tener un podcast son dos conceptos estrechamente relacionados. El duro trabajo al que nos sometemos semana a semana en cuanto a la elaboración de guiones, ensayos generales en los que, literalmente, nos entretenemos con un palo y todo ese tipo de cosas que observaréis (claramente) si escucháis el podcast quita tiempo, es innegable.

¿Que cómo se llama? Pues Normas de equivocación. La originalidad no conoce límites y más en este blog. No pretende ser otro podcast de charla entre colegones en los que, puede que te enteres de cómo le fue a Pepe en aquello discoteca, pero no te importa una mierda. Las risas de fondo por decir la palabra graciosa del grupito de amigos como “pene” (bueno, “pene” SIEMPRE es graciosa) no tienen cabida en nuestro programa, o al menos no pretendemos que la tenga. Queremos hacer algo divertido, que todo el mundo pueda escuchar sin necesidad de ser experto en series, videojuegos o rifles de caza, pero sin caer en el humor casero, y nos referimos con casero al humor entre amigos, no al humor que te prepara tu madre en casa con mucho cariño.

Pretende ser un programa de humor desenfadado, de sketches y de temática variada. No os vamos a hablar solo de series o de cine mientras fumamos en pipa y evaluamos el cine actual siempre comparándolo con la Nouvelle Vague cual  críticos de Cahiers du cinéma. Tampoco hablaremos de videojuegos. Hablaremos de todo a la vez (no unos por encima de otros, entiéndase, sino todos estos temas en un mismo programa). Si queréis reíros de nosotros o confirmar la puta mierda que seguro que pensáis que es, lo podéis hacer en www.normasdeequivocacion.blogspot.com (el gemelo malvado de este blog), donde están colgados todos los programas que hay hasta la fecha.

En siguientes episodios de Normas de equivocación (el blog): Batalla en el cielo, esa película en la que los coños son más protagonistas que las propias actrices y las felaciones sirven de elemento narrativo para comenzar y acabar un film que no tiene desperdicio. Llevo meses aplazando su visionado y sustituyéndolo por otras putas mierdas (pero que me hacen sentir mejor). Si le queréis ir echando un ojo a la película para no perderos cuando se comente, haréis mal. Que para algo la voy a comentar y me la voy a tragar yo. No seáis tan imbéciles como quien escribe esto.

¿Os vais a perder una película TAN inteligente?

h1

Las referencias más forzadas de la música: I

julio 24, 2010

Cada vez es más habitual encontrar canciones plagadas de referencias. Generalmente es un fenómeno que se da en los grupos indies-gafapastas, aunque como en todo, hay excepciones ¿Que para qué sirven estas referencias, más forzadas que las de Juno (o que la que acabo de hacer referenciando a Juno)? No podemos afirmarlo, pero la respuesta parece bastante obvia: para hacerse los listos. Un grupo indie no es nada solo por lo estúpido de sus nombres, por mucho que se escuchen los instrumentos más que la voz o porque  la letra no tenga sentido si no introduce en sus canciones referencias. Cuanta menos gente las pille, mejores referencias son. Pero esto tiene su dificultad. Hacer que queden tan forzadas que te entren ganas de cagarte en las gafas de pasta tiene su mérito. Estos grupos tienen a sus espaldas años y años de investigación tratando de encontrar aquel grupo, película o cualquier mamarrachada lo menos conocido posible y que quede más artificial en la canción. Imagínate que rima ¡qué desprestigio! O que la gente la pilla a la primera ¡Eso les dejaría por los suelos! No podrían demostrar el gran dominio de internet que poseen, o, según ellos, la superioridad intelectual a ti, pringado, que no sabes nada de música y por eso les escuchas.

A continuación haremos una selección de las mejores referencias dentro de canciones, pero no nos podemos olvidar de otro fenómeno: las referencias en los títulos, como por ejemplo: Tokio ya no nos quiere, El cuchillo de Polanski, Alta fidelidad, Desayuno con diamantes, Jonhy cogió su fusil o Gwen Stacy. Ves estos títulos y piensas que las canciones tratarán de los amoríos Spiderman, un fúsil o violaciones a menores. Pero qué va, solo ponen estos títulos para que piquemos y las escuchemos. En realidad son canciones normales camufladas de referenciales. Vaya timo.

Unas caricias del ayer,

Unas postales sin firmar,

Aquel disco de los Burning no son cosas que guardar.

Fran Perea

Fran Perea quería hacerse el entendido musical y metió a los Burning en una de sus canciones, pero en realidad cree que son los hermanos de los Rolling, que crearon un grupo. ¿En serio pensaba que de una canción llamada Uno más uno son siete, metiendo una referencia forzada ya íbamos a pensar que sabe mucho mucho de música? Franpe, que lo hagan los grupos indies vale, pero a ti te conocemos, sabemos cómo actúas y no va a colar lo de que pensemos que eres listo.

Y es que hablo contigo y todo es más lioso

Que un capítulo de Perdidos….


Lloraste con Dancer in the dark…

te gustaba Kieslowsky

L-Kan

Los componentes de L-kan pillaron un episodio de Lost en Cuatro, de la cuarta temporada y dijeron “hostia, no me entero de nada, pero Perdidos era guay, no? Voy a meterlo en una de mis canciones como sea, aunque pegue menos que el pegamento de barra”. Luego, además, se leyeron el artículos de los diferentes fans de Lost y fliparon.

La segunda es parte de una canción en la que, supuestamente, parodian el fenómeno intelectual de ver pelis de Lars Von Trier o Kieslowsky; un himno antigafapasta. La pregunta es… ¿se parodian a sí mismos? Queda muy bien eso de criticar a los intelectuales (es curioso, desde hace unos años criticar a los gafapastas es cool, antaño lo que era cool era serlo) pero luego ellos son los primeros que mencionan a Stereo Total en sus canciones.

Ser como el increíble hombre menguante,

Minúsculo, irrelevante.

La habitación roja

¿Por qué este tipo de grupos nunca hacen referencias a Rambo o a La jungla de cristal? Ah, ya, porque estas pelis no son para gente lista. El increíble hombre menguante sí, por supuesto. Es una de mis películas de ciencia ficción favoritas, pero si fuera tan comercialmente conocida como Rocky sería puta mierda. Y si fuera en color ni te cuento. Como sabe todo usuario de Filmaffinity, toda película en blanco y negro suma automáticamente dos puntos y se convierte en obra maestra. Y ya si es en blanco y negro y muda obra maestra instantánea. No existe ninguna peli muda que sea, ya no mala, simplemente mediocre.

¿Qué quieres que te diga?

Que prefiero pasear por la playa

Y escuchar a Billy Joel o quizás a Ben Folds Five

¿Quieres venir al centro? A tomar café

Hablaremos de discos de canciones de Tommy James [...]

Y luego a las 10

estrenan una película de Woody Allen

Esta noche Blossom canta para mí,

esta noche Nina canta para mí,

esta noche Kirsty canta para mí,

esta noche sólo cantan para mí.

Esta noche Karen canta para mí,

esta noche Dusty canta para mí,

esta noche Astrud canta para mí.

La casa azul quizás sea el grupo por excelencia de las referencias forzadas. Estas a mí me resultan graciosas (será por la devoción absoluta que siento por Guille Milkyway). La primera fue pensada, efectivamente, para que todos pensáramos “Cuánto sabe” ¿Sobre qué? Pues no sé, igual está hablando de compresas con alas, o igual de colchones. Qué más da. La gente no lo va a conocer así que automáticamente pensarán que soy cool.

La segunda ahora quizás resulte intempestiva; todos hemos visto películas de Woody Allen. Pero cuando se hizo esta canción Woody Allen era uno de esos directores molones, que no habían hecho Vicky Cristina Barcelona y que, por lo tanto, todavía conservaba ese punto indie-comercial. Decías que habías visto Annie Hall y la cita de los huevos y quedabas cojonudo, oye. En ese instante todos pensarían que eres un cinéfilo ¡porque te sabes una cita de una peli que has buscado por internet! De aquí a la Cahiers du cinéma.

Acurrucada al despertar,

Sueño que estás aquí detrás

Viendo pelis de Kubrick,

Leyendo a Kerouac.

Calle París.

El que compuso esta letra se vio a los 12 años en Ética La naranja mecánica y le obligaron a leer En el camino. Pero le traumatizó tanto que decidió meterlo en una canción. En lugar de sacar a la luz sus traumas, trató de que quedaran como referencias cultas y guays, como si le de verdad le gustara Kerouac. No nos engañes, lo odias. Pero ver pelis de Kubrick es guay. Y leer a Kerouac ya ni te cuento (con ese nombre no podría dejar de serlo). De hecho, leer es guay. Siempre que no sea best sellers, claro. Hay que meterse con los best sellers en las canciones, aunque te leyeras en un día El código da vinci porque no te podías despegar de él. Los best sellers son para tontos, y más en los grupos indies (aunque este no es el caso). El estilo de este grupo se definiría con un “Quieroynopuedoserlaorejadevangogh“. Pero, todo hay que decirlo, tienen la canción más pegadiza en muchos años.

Miles Davis suena en mi imaginación(…)

Billie Holiday sueña en mi corazón(…)

Marilyn Monroe es dueña de mi habitación(…)

charlie Parker sopla en mi corazón(…)

Joáo Gilberto despierta toda mi emoción

La buena vida

Ajá. Aquí mezclas a compositores de jazz, con Marilyn Monroe. Igual tienen mucho en común y no lo sabemos. Lo de los compositores es, obviamente, para hacerse los inteligentes, en realidad no han escuchado nada de ellos, simplemente cogieron la Wikipedia y se liaron a poner nombres.Lo de Marilyn pues bueno, será que vieron bolsos de ella en La Rosa Negra y pensaron que tenía mucho tirón. Esta es una referencia forzada que no mola tanto porque todos conocemos a Marilyn. Si fuera de Aggeliki Papoulia otro gallo cantaría.

En la secuela de Las referencias más forzadas de la música seguiremos ahondando en un tema muy infravalorado. Hacer una referencia forzada no es tan fácil como pensáis ¿Y si no parece forzada? ¿Y si queda bien? ¡NO! Estamos abiertos, por cierto, a que sugiráis vuestras propias referencias forzadas.

h1

The amazing race series.

junio 2, 2010

Siguiendo la estela de Adri, a continuación podremos crear las 11 parejas salidas de las series a las que nos gustaría ver en The amazing race, por orden de expulsión. Para el que no haya visto este concurso, imagináos un Pekin express (reconocedlo, no estaba tan mal. Vale, si no hubiera sido por Alazne un poco) sin escenas de convivencia sustituidas por pruebas trepidantes y emoción. Estos son los equipos:
11. Sheldon y Penny : (Team Big bang) : Sheldon era el típico prejuicioso que se negaba a ver TAR por ser un reality, como muchos de vosotros, pero ante la insistencia (amenazas) de Penny, accedió. Conocidos como amigos muy diferentes que se presentan a la carrera para encontrar puntos en común. Evidentemente no lo hicieron y las estúpidas manías de Sheldon les harán perder en una de las primeras etapas. Penny se lo tomará con normalidad y Sheldon, indignado por ser la primera cosa que pierde en su vida, intentará hacer desde fuera un boicot contra el concurso.

10. Kat y Bianca: (Team 10 things): Típico grupo de hermanas muy diferentes que buscan afianzar su relación, aunque la afiancen cada vez que toca episodio moñas. No llegaron muy lejos, pues su polaridad se encargaría de hacerlas discutir en cada etapa y se echaron en cara cosas privadas muy divertidas para nosotros pero muy destructivas para ellas.

9. Sole y Paco: (Team 7 vidas): Si sois seguidores del programa sabréis que en todas las ediciones hay al menos un viejuno. Ya sea acompañado de su cónyuge o de su hijo. Y quién mejor que la inimitable Sole, que nos aportó el toque cómico; aunque Paco no dice lo mismo ya que estuvo recibiendo collejas continuamente. Pese a ser los más apoyados por los seguidores españoles, la edad de Sole les condicionó negativamente n cuanto a las pruebas físicas.

8. Artie y Tina: (Team Glee): La parejita friki. Ella, una china gótica; él, un cuatroojos en silla de ruedas que puede explotar al máximo para dar pena. Desde un principio tuvieron malos rollos con Barney. Otra discapacidades en TAR no han influido para conformar un buen equipo (recordemos a Luke, de TAR 14), pero una silla de ruedas sí les ralentizó mucho, así no pasarían de la quinta etapa, pero este concurso les serviría para ganar autoestima y hacer una gran amistad con Bret y Jemaine, que posteriormente harían una aparición en Glee.

7. Keith y David: (Team dead): La pareja gay de la edición. Tuvieron momentos en los que parecían la pareja perfecta, y otros en los que, en fin, se encontraron con un par de chicos guapos, abandonaron la carrera y se fueron con ellos.

6. Spike y Buffy (Team vampire): Muy competitivos y confiados, se llevaban a matar, aunque siempre respetaron a los demás y fueron honorables. Este exceso de confianza les llevó a ser eliminados a mediados de carrera. También influyeron las continuas discusiones y la obsesión por parte de Buffy de que Sheldon era un vampiro.

Buffy Summers: “En cuanto le vi quise clavarle mi estaca”

5. Phineas y Ferb: (Team Ya sé lo que vamos a hacer hoy): No sabemos si en TAR admiten menores, pero sin duda su edad no sería ninguna desventaja, pues construirían un invento al mínimo problema e incluso viajarían en el tiempo. Aunque, pensándolo bien, fueron una pareja de 3, ya que Candace fue detrás, pagando los viajes de su bolsillo para pillarles, por fin, con las manos en la masa. Aunque no lo consiguió, ellos quedaron en un digno puesto.
4. Ted y Barney : (Bro team) :Competirían con otros equipos masculinos, pero su facilidad para relacionarse más de lo debido les facilitaron las cosas; aunque Barney priorizó mojar a ganar la carrera, su awesomidad le haría conseguir las dos cosas y llegar a la línea de meta con una exhuberante chica de su brazo, pero sin Ted, con lo que tuvo que esperarle en la línea de meta durante horas.

3. Desmond y Penny: (Team Lost) : Sí, también tenemos que dar lugar a parejitas adorables. Harían alianza con Jim y Pam, aunque al final les traicionaron. Desmond viajó al futuro para ver qué equipo ganaba y se pasaría el resto de la carrera jodiéndoles, aunque de poco sirvió.

2. Bret y Jemaine: (Team Conchords): La pareja musical. Nos amenizaron cada etapa creando canciones de las cosas más nimias y estúpidas que se les ocurrían: “Tengo la pistaaaaa, dice que debemos ir a la siguiente paradaaaaaaaaaa” (¿Que dónde está la rima? ¿En serio habéis visto Flight of the conchords alguna vez?). Llegaron bastante lejos, ya que hacían reuniones del grupo ante cada problema.

1. Jim y Pam : (Team office) : Vistos por el resto como la pareja perfecta. Son tan monos y adorables que hicieron buenas migas con todos, aunque cuando tuvieron que hacerlo, estuvieron dispuestos a ver a Dwight en cualquiera del resto de concursantes y tomar las represalias que fueran necesarias. Esta compenetración les llevó a ganar el millón de dólares.

h1

Realitys que deberían volver

marzo 18, 2010

El mundo de los realitys españoles, aunque no lo parezca, abarca más allá de Gran hermano y sus derivados (El reencuentro, Gran hermano vip). Nuestro país ha emitido grandes realitys infravalorados por la audiencia (la mayoría de ellos, casualidad, por Antena 3). Haremos un repaso a continuación a aquellos que, bien por su “éxito”, bien por su originalidad o por los momentos que nos ha dado, deberían volver a estar semanalmente en nuestros televisores.

Confianza ciega: Gran reality de parejas actualmente solo recordado por gays y por mí. El punto de partida era similar al de Libertad vigilada pero llevando a cabo esa vigilancia mediante las parejas de los concursantes en lugar de por los padres. ¿Qué es mejor, que sean tus padres o tu pareja quien se entere que eres menos fiel que Papuchi? Ustedes elijan. Los tíos eran encerrados  con putones mientras Carol (“jo, tía”), Nube y Mónica veían sus comportamientos (que podían estar modificados por el propio programa o no), y al revés. La única modificación que llevó a cabo el programa se hizo con la pareja de Mónica: a ella le mostraron imágenes de su novio en el jacuzzi liándose con una siliconada y ella picó y abandonó. Finalmente se confesó que las imágenes fueron manipuladas. Además de esto, también introdujo conversaciones para la posteridad entre Carol y Nube, en las que la primera llegó a decir más de 10 veces “tía” en una conversación de apenas unos minutos.

El show de candi-dos: Probablemente esta sea menos conocido ya que lo echaron en La sexta en sus inicios más cutres, pero no me digáis que el punto de partida no es grandioso: dos personas supuestamente se presentan a un reality de buscar pareja llamado Rico amor, en el que deben convivir con el resto de concursantes que EN REALIDAD son actores. Rico amor no existe y los protagonistas del reality son solo esas dos personas. El resto, unas 9 personas, son actores, cada uno con un perfil claramente definido, y cada episodio de El show de candi-dos está guionizado previamente. Se dio la circunstancia de que una de las participantes sospechó de la jugada, así que se tomó la decisión de decirle la verdad. Finalmente esta, en principio, cándida, formó parte del equipo de actores engañando a su antiguo compañero y a una nueva concursante. Era algo así como El auténtico Rodrigo leal pero en bueno y con buenos actores, especialmente destacable el que interpretaba al psicópata, que, o realmente lo era, o tiene un futuro muy prometedor.

Estudio de actores: Fueron dos semanas la duración de este reality, pero fueron muy intensas. No es solo la idea de un concurso presentado por Juan Ramón Lucas lo que echa para atrás, es, además, que en España no sabemos valorar los buenos y malos actores. ¿Cómo iba a triunfar algo así? Si creemos que Fran Perea o Martín Rivas son buenos actores ¿de verdad piensan que vamos a saber valorar las actuaciones de gente anónima? Primero que salgan desnudos en alguna película para quinceañeras y luego hablamos, que hoy en día en nuestro país es requisito indispensable para ser valorado como actor.

Uno de los puntos fuertes del programa era la elección no solo del triunfo de la semana, sino del fracaso de la semana, llamado literalmente así. ¿Os imagináis si en OT hubiera habido además del favorito del público el odiado por el público? ¿Chenoa? ¿Bustamante? Alguno de ellos se habría alzado semanalmente con el puesto.

Libertad vigilada: Chulos y putas encerrados en una casa con piscina y alcohol. Suena a genialidad absoluta y a putiferio ¿Y si todo esto lo estuvieran viendo los respectivos padres? Al principio todos pensamos que los padres se iban a morir de la vergüenza, pero de tal palo tal astilla, y estos defendían que como eran jóvenes era normal emborracharse y ponerse violento o calentar a todos los tíos de la casa “¡Son jóvenes, que se diviertan!”. Viendo a los padres, no sé de qué nos extrañábamos.

El castillo de las mentes prodigiosas: Todos sabemos que este concurso fracasó estrepitosamente, pero a pesar de lo que podáis pensar ¡no lo cancelaron! Solo hicieron una gala con 5 expulsados. Vaya, al contrario de lo que hace ahora Gran hermano, que no expulsa a nadie y mete a 4 personas. En un principio los únicos a los que conocíamos eran a Paco Porras y a Lola Montero, y fueron los protagonistas indiscutibles de este. Una de las cosas más paranormales de este reality fuera el título; vale, vivían en un castillo, pero una mente prodigiosa es Stephen Hawking, no Paco Porras. Haciendo justicia se debería haber llamado “El castillo de los sin mente” o “El castillo de las mentes monstruosas”. Afortunadamente dejaron a Aramís Fuster en el jurado, porque ya ostentaba el título de gran mago que se aspira a conseguir en el programa, y no tuvimos que presenciar otra escena como aquella en la que Aramís tomaba rayos uva totalmente desnuda (y esto no lo censuran, no) y con el hilo del tampón colgando. Arg.

Fuera del podio nos dejamos otros grandes fracasos quizás más recordados por todos como El Bus, vendido como un viaje continuo por toda España y en el que se pasaban el día en el patio. ¿Realmente se movieron del punto de partida?; Me gustas tú: Algo así como Dismissed pero a la española. Un chic@ tenía 2 citas con dos chic@s distintos. A continuación debía elegir entre una de las 2 personas. Al día siguiente la no elegida se iba y volvía otra persona para poner a prueba la “relación” establecida. Si estaban seguros de esta, ambos debían salir al salón a las 12, llamada “la hora bruja”; Popstars: Un grupo de pijas vestidas del Bershka conviviendo en una casa. Pensaréis que me he confundido con Supermodelo, pero no, la descripción es exactamente la misma; o La vuelta al mundo en directo, una especie de Pekin express pero en el que metieron como una hora de plató para alargar el programa y hacerlo más insoportable.

Y otros éxitos que inexplicablemente no volvemos a tener en antena como Hotel Glam; el concurso del que salió la famosa historia de Pocholo y su mochila no puede ser malo. Aunque viéndolo por otro lado, un concurso que ganó Yola Berrocal no puede ser bueno.

h1

Los grandes clásicos de las noticias

febrero 26, 2010

Cada época del año tiene sus tradiciones intrínsecas. Dar y recibir regalos en Navidad, ir a la playa en verano, estar salidos en primavera… pero no solos somos nosotros, los seres humanos, los que las sufrimos. Aquellos seres, los trabajadores de los informativos de televisión, que día a día nos muestran la más rigurosa (ejem) actualidad, también las tienen.

Una vez me enseñaron en clase los criterios de noticiabilidad, pero… ¿para qué quiero yo saber eso si puedo recurrir una y otra vez a las mismas noticias? Repasémoslas a continuación, para saber a lo que nos enfrentamos año tras año en todo informativo que se precie.

Perros y gatos cantando villancicos: “Estos exóticos cantantes también piden aguinaldo”. Que lo cuente Matías Prats tiene cierta gracia, pero ver, como antaño, a Urdaci haciéndolo, provoca que ni siquiera hagamos el clásico Oooohhh al ver a los felinos con gorritos de Papá Noel. Las imágenes son de archivo y, año tras año, las repiten; total, de un año para otro ya se nos han olvidado. Se ha convertido en un clásico de las Navidades tan típico como los polvorones o el graciosillo de toda casa que grita “¡¡Los cuartos!!” antes de tiempo.

Hace calor: “Es verano, beban mucha agua, no salgan en las horas de mayor calor y usen ropa fresca. Tengan especialmente cuidado los ancianos” ¿Se creen que somos gilipollas? Con lo bien que estoy yo en mi casa echándome la siesta y voy a salir a correr a las 4 de la tarde con 40 grados; si no lo hago yo ¿cómo lo va a hacer mi abuela? y…¿en serio cuando hace calor no me tengo que poner el plumas? ¡Gracias, informativos!

Hace frío: “Las temperaturas bajan así que…saquen la ropa de invierno”. Ya, Matías, ya. Que hace frío ergo nos abrigamos. Con consejos prácticos como no salir a la calle en bikini se creen que han descubierto el mundo. Especialmente fascinante los días que no tienen más noticias y dedican medio informativo al frío que hace (o, simplemente, lo priorizan) con declaraciones de señoras que lo narran por si no te habías dado cuenta y con barrenderos que describen cómo soportan el frío nocturno. Luego igual te cuentan que ha habido un tsunami en Angola ¿y qué? ¡Hace frío, señores, hace frío!

Foto de mucha gente desnuda: Convocada por el fotógrafo modernillo de turno que quiere ver culos o simplemente  hippies reunidos  en manifestación contra la matanza de animales. Cuando ves esta noticia de lo que menos te preocupas es del motivo por el que están desnudos; qué más da, están desnudos. Por fin algo que interesa y no tanta política. Voy a ver si veo a mi prima entre tanta piel.

A ver cuántos pezones contáis.

Locos que se meten en agua helada en pleno invierno. Tengo la teoría de que solo lo hizo un tío, hace años, y la imagen que nos ponen todos los años es la misma; siempre el mismo tío, porque por mucho que purifique cuerpo y mente, hay que estar mal de la cabeza para hacerlo; o bien, estar en una prueba de The amazing race. Si tenéis a una madre cerca probablemente espete un “Ay, está loco, qué frío”. “¿En serio, mamá? ¿En serio hace frío en un agua a 30 grados bajo cero? Jo, menos mal que te tengo a ti”.

La vuelta al cole: Los niños que salen año tras año en las imágenes deben rondar ya los 40 y sus madres ya deben estar enterradas. Es comprensible, cualquiera va a grabar imágenes a un colegio con diablillos que pueden rompernos la cámara. Todos los años igual, la mayor parte de los niños diciendo que no quieren volver al cole excepto el empollón que ya se aburría en su casa y quiere volver a que le peguen. Por su parte, las madres dicen lo largas que son las vacaciones y la latan que le han dado durante 3 meses.

Hoy empiezan las rebajas: Y como curiosidad, la misma mujer que siempre está la primera tras la cinta roja. Hace 10 años sí era una curiosidad, ahora vemos crecer a esa señora. Esta noticia se acompaña del presupuesto medio que cada español se gasta, que suele rondar los 200 euros. ¿Pero dónde te has ido tú a hacer la encuesta, a la Moraleja? Si es que a los periodistas os preparan para perseguir a los famosos, no para hacer encuestas, y así pasa… Desde luego, 200 euros no me los gasto yo en ropa ni en todo el año.

El reportaje sobre Papá Noel en el Polo Norte: Sacado de otros informativos americanos. Matías aquí nos anuncia la llegada del viejo gordo con una sonrisa picaruela y un tono de voz como diciendo “los niños son tontos, así que no se darán cuenta de que nos reímos en su cara”. Pretende crear un vínculo con los padres para que, juntos, engañen a esos infraseres que habitan en todo hogar familiar, los niños.

Pero no nos olvidemos de esbozar una sonrisa en nuestros labios y comentar “Ay, qué curioso” cada vez que las veamos, como si fuera la primera vez.

h1

Todo el mundo es fan de Lost

febrero 11, 2010

Ninguna serie de televisión hasta la fecha había causado tal fenómeno fan. Hace años no era lo habitual oír a la gente por la calle hablar de la última jugarreta de Lorelai Gilmore. Y estoy hablando de hace solo 5 años. Pero hoy en día, y más con el reciente estreno de su última temporada, TODO ser humano habla de Lost. ¿Dónde ha quedado decir que lo veíamos a ritmo americano en parte –no lo neguemos- para hacernos los guays? ¿Y esas teorías que veías por foros y proferías a los que apenas habían visto la serie para que vieran tu capacidad deductiva? ¿Y aquella chica que había en todas las reuniones, delante de la cual no se podía hablar más allá de la segunda temporada porque solo había visto hasta ahí –en el fondo era añorable que alguien gritara “NO SPOILEEIS QUE AÚN NO HE LLEGADO”-? ¡Ahora va por el mismo episodio que tú, pringado!

En las universidades, institutos, colegios, guarderías, oficinas, asilos, blogs (¿qué? ¿por qué me señaláis?); después de hablar de la borrachera del sábado y de todas las tías a las que te ligaste, en todos los sitios imaginables se habla de Lost. Dentro de la variante Sor súper fan de Lost, tenemos tres subtipos:

A) Soy súper fan de Lost y lo veo en directo sin subtítulos aunque no me entero de una mierda. Igual crees que Ben está casado con Sawyer y que Kate no es una puta ¿Y qué? ¿Y lo guay que quedas al decir que lo has visto antes que nadie aunque luego tengas que volver a verlo con subtítulos en castellano? “¿Has visto Lost? Ah, no, que tú te esperas a los subtítulos…”. Te miran con desprecio cuando dices que no entiendes una mierda de ese inglés aunque ellos tampoco lo hagan. Son capaces de tragárselo en una calidad ínfima solo para fardar. En cuanto se emite el episodio ya te están dando el coñazo con lo sorprendente que es; y eso que estamos al principio de la sexta temporada, no me quiero imaginar cuando vayamos por la mitad. Aunque algunos están altamente decepcionados con la serie, pero lo siguen viendo en directo sin un minuto de retraso. Pero bah, lo ven por acabar la serie, no es que les interese y por eso la ven los primeros. Qué va.

B)      Soy súper fan de Lost pero no soy un friki que lo ve en inglés ni un pseudofan que lo ve en castellano. Desprecias brutalmente a los que lo ven en castellano porque no aprecian esa parte tan importante de la actuación como son las voces; pero también criticas a los amargados que no salen de su casa y lo ven en directo porque, por dios, como pueden ser tan frikis, deberían aprender de ti, que estás en el exacto término medio. En realidad te gustaría verlo sin subtítulos, pero no entiendes una mierda, así que lo ves al día siguiente con subtítulos de lostzilla, aunque en el momento en el que tardan más de un día les criticas y maldices y te vas a por unos hechos por fans mexicanos totalmente desincronizados.Cuando empezó la serie eras alguien especial, nadie lo duda, eras el culto del grupo que se veía una serie para raritos con subtítulos, pero ahora eres más normal que el botellón.

“Yo por Lost MA-TO”

C)      Soy súper fan de Lost aunque lo veo en castellano: Estos son de la generación Cuatro, que se tragaron las cinco primeras temporadas en un mes y que se hicieron tal lío que no saben si Oceanic six es el nuevo bar de Física o química. Pero aunque se tengan que esperar una semana a que doblen los episodios, son súper fans, porque no lo quieren ver con subtítulos para ver al detalle lo que pasa en la pantalla. En el fondo son más fans que los primeros, pero solo lo saben ellos. Sientes por ellos el mismo desprecio que los Soy super fan de Lost y lo veo en directo sin subtítulos aunque no me entero de una mierda por los que se esperan a los subtítulos. ¿Qué como lo hacen para no comerse spoilers en internet? Simplemente no se enteran de lo que leen. Si leen que en siguiente capítulo se confirma definitivamente que el humo negro es Locke, que es el anti-Jacob, dicen “je, je, sale Locke, el de la silla de ruedas”. Normalmente se limitan a decir “Cómo mola el gordo” o “Qué buena está Kate”, si les hablas de algo tan básico como la estación Cisne ya se pierden. Y te sueltan un “sí, sí, yo tengo una camiseta de Dharma”; y medio mundo, no te jode.

Y por si esto fuera poco, tenemos que ver a los protagonistas en anuncios de cosméticos para gays o de champús para pijas, para que todos al verlo digamos “Mira, ¡¡¡¡¡es Jack, el médico!!!!”.  Una serie que en un principio solo veía aquel rarito de tu clase al que pegabas, tu amigo friki de toda la vida o ese tío que no sale de casa; esa serie que todos criticaban porque se había convertido en ciencia ficción,  ahora es un tema de conversación social del que puedes hablar con tu tío Pepe. Ahora el rarito es el que no ve Lost.

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.