Posts Tagged ‘perdidos en ingles’

h1

Todo el mundo es fan de Lost

febrero 11, 2010

Ninguna serie de televisión hasta la fecha había causado tal fenómeno fan. Hace años no era lo habitual oír a la gente por la calle hablar de la última jugarreta de Lorelai Gilmore. Y estoy hablando de hace solo 5 años. Pero hoy en día, y más con el reciente estreno de su última temporada, TODO ser humano habla de Lost. ¿Dónde ha quedado decir que lo veíamos a ritmo americano en parte –no lo neguemos- para hacernos los guays? ¿Y esas teorías que veías por foros y proferías a los que apenas habían visto la serie para que vieran tu capacidad deductiva? ¿Y aquella chica que había en todas las reuniones, delante de la cual no se podía hablar más allá de la segunda temporada porque solo había visto hasta ahí –en el fondo era añorable que alguien gritara “NO SPOILEEIS QUE AÚN NO HE LLEGADO”-? ¡Ahora va por el mismo episodio que tú, pringado!

En las universidades, institutos, colegios, guarderías, oficinas, asilos, blogs (¿qué? ¿por qué me señaláis?); después de hablar de la borrachera del sábado y de todas las tías a las que te ligaste, en todos los sitios imaginables se habla de Lost. Dentro de la variante Sor súper fan de Lost, tenemos tres subtipos:

A) Soy súper fan de Lost y lo veo en directo sin subtítulos aunque no me entero de una mierda. Igual crees que Ben está casado con Sawyer y que Kate no es una puta ¿Y qué? ¿Y lo guay que quedas al decir que lo has visto antes que nadie aunque luego tengas que volver a verlo con subtítulos en castellano? “¿Has visto Lost? Ah, no, que tú te esperas a los subtítulos…”. Te miran con desprecio cuando dices que no entiendes una mierda de ese inglés aunque ellos tampoco lo hagan. Son capaces de tragárselo en una calidad ínfima solo para fardar. En cuanto se emite el episodio ya te están dando el coñazo con lo sorprendente que es; y eso que estamos al principio de la sexta temporada, no me quiero imaginar cuando vayamos por la mitad. Aunque algunos están altamente decepcionados con la serie, pero lo siguen viendo en directo sin un minuto de retraso. Pero bah, lo ven por acabar la serie, no es que les interese y por eso la ven los primeros. Qué va.

B)      Soy súper fan de Lost pero no soy un friki que lo ve en inglés ni un pseudofan que lo ve en castellano. Desprecias brutalmente a los que lo ven en castellano porque no aprecian esa parte tan importante de la actuación como son las voces; pero también criticas a los amargados que no salen de su casa y lo ven en directo porque, por dios, como pueden ser tan frikis, deberían aprender de ti, que estás en el exacto término medio. En realidad te gustaría verlo sin subtítulos, pero no entiendes una mierda, así que lo ves al día siguiente con subtítulos de lostzilla, aunque en el momento en el que tardan más de un día les criticas y maldices y te vas a por unos hechos por fans mexicanos totalmente desincronizados.Cuando empezó la serie eras alguien especial, nadie lo duda, eras el culto del grupo que se veía una serie para raritos con subtítulos, pero ahora eres más normal que el botellón.

“Yo por Lost MA-TO”

C)      Soy súper fan de Lost aunque lo veo en castellano: Estos son de la generación Cuatro, que se tragaron las cinco primeras temporadas en un mes y que se hicieron tal lío que no saben si Oceanic six es el nuevo bar de Física o química. Pero aunque se tengan que esperar una semana a que doblen los episodios, son súper fans, porque no lo quieren ver con subtítulos para ver al detalle lo que pasa en la pantalla. En el fondo son más fans que los primeros, pero solo lo saben ellos. Sientes por ellos el mismo desprecio que los Soy super fan de Lost y lo veo en directo sin subtítulos aunque no me entero de una mierda por los que se esperan a los subtítulos. ¿Qué como lo hacen para no comerse spoilers en internet? Simplemente no se enteran de lo que leen. Si leen que en siguiente capítulo se confirma definitivamente que el humo negro es Locke, que es el anti-Jacob, dicen “je, je, sale Locke, el de la silla de ruedas”. Normalmente se limitan a decir “Cómo mola el gordo” o “Qué buena está Kate”, si les hablas de algo tan básico como la estación Cisne ya se pierden. Y te sueltan un “sí, sí, yo tengo una camiseta de Dharma”; y medio mundo, no te jode.

Y por si esto fuera poco, tenemos que ver a los protagonistas en anuncios de cosméticos para gays o de champús para pijas, para que todos al verlo digamos “Mira, ¡¡¡¡¡es Jack, el médico!!!!”.  Una serie que en un principio solo veía aquel rarito de tu clase al que pegabas, tu amigo friki de toda la vida o ese tío que no sale de casa; esa serie que todos criticaban porque se había convertido en ciencia ficción,  ahora es un tema de conversación social del que puedes hablar con tu tío Pepe. Ahora el rarito es el que no ve Lost.